«El divorcio empobrece a hombres y mujeres porque se trata de dividir y restar»

ÁNGEL RESA a.resa@diario-elcorreo.com/VITORIA

MARISOL PALACIOS LANDALUCE, VICEPRESIDENTA DE LA ASOCIACIÓN DE MADRES Y PADRES SEPARADOS DE ÁLAVA

Marisol Palacios es la vicepresidenta de la Asociación de Madres y Padres Separados de Álava (Amapase). Insiste en igualar a hombres y mujeres con el denominador común de ‘personas’ y cree que las rupturas empobrecen económicamente a ambos sexos.

-Amapase firmó la semana pasada con la Diputación un convenio para prevenir la violencia de género. ¿Se trata de una formación especialmente dirigida a los hombres?

-Hombres, mujeres, educadores, adolescentes… Se trata de educar en la igualdad y de prevenir.

-La violencia de género asusta. ¿Es que ahora se dan más casos o es que antes no trascendían?

-Antes no trascendían, estaban mucho más ocultos. Piensa que la mujer sometida a maltrato sentía vergüenza de decirlo por miedo al qué dirán. Hoy, cuando la mujer se siente apoyada, da el paso.

-¿Queda mucho camino por recorrer para la igualdad real?

-Para mí, sí. Con respecto a hace treinta o cuarenta años sí se ha mejorado. A las mujeres se nos mira de otra forma, se nos considera a nivel profesional… Pero en lo que se refiere a educación en la igualdad, se nos llena mucho la boca. Todavía hay mucho enfrentamiento entre hombre y mujer.

-¿Por la cerrazón masculina?

-Y por la ley. Desde nuestra asociación luchamos por la modificación de la Ley del Divorcio. Todas las mujeres que caen a manos de sus parejas lo hacen antes, durante o después de la separación. Analiza por qué.

-Hágalo usted.

-Porque la Ley del Divorcio está muy mal hecha. No estoy justificando la violencia, que quede superclarísimo. Estoy intentando razonar un poco. Tú piensa en un hombre al que le despojan de su casa, de sus hijos y al que dejan prácticamente en la ruina. Y encima se pitorrean de él. ¿Qué más tiene que perder esa persona?

-¿Quiere decir que la norma perjudica al hombre?

-Perjudica más al hombre. Y no es culpa de la mujer, es culpa de la ley. Nosotros proponemos una modificación integral y ya de la Ley de Divorcio, en el sentido de que se haga una liquidación de gananciales en el momento de la separación, de que cada miembro de la pareja tenga su vivienda, custodias compartidas…

Leyes deficientes-¿Y qué opina de la Ley de Violencia de Género?-¿Y qué opina de la Ley de Violencia de Género?-Cuando la violencia se da entre personas del mismo sexo no se aplica. En una pareja de lesbianas no se aplica porque la que está dando el maltrato es mujer. Sólo cuando el sujeto activo del delito es hombre y el pasivo es mujer. Yo te puedo dar a ti diez tortas y me caen multas. Pero tú, por una que me des, puedes ir a la cárcel. ¿Se ha conseguido con esta ley que mueran menos mujeres? Por desgracia, no.

-¿Y qué opina de la Ley de Violencia de Género?-Cuando la violencia se da entre personas del mismo sexo no se aplica. En una pareja de lesbianas no se aplica porque la que está dando el maltrato es mujer. Sólo cuando el sujeto activo del delito es hombre y el pasivo es mujer. Yo te puedo dar a ti diez tortas y me caen multas. Pero tú, por una que me des, puedes ir a la cárcel. ¿Se ha conseguido con esta ley que mueran menos mujeres? Por desgracia, no.-¿Debería velar más la Justicia por aquellas mujeres que denuncian malos tratos?

-La mujer realmente maltratada tiene miedo y es a la que le cuesta ir al Juzgado para pedir una orden de alejamiento. Ahí es donde tenemos que trabajar.

-¿Con la incorporación progresiva de la mujer al mercado laboral se han reducido los casos de las que no denunciaban por la dependencia económica del marido?

-Claro, claro. Esa independencia económica está facilitando que las mujeres den el paso para separarse. A mí me vienen mujeres de sesenta y tantos años que me dicen ‘ahora que ya mis hijos están colocados, me separo’.

-¿Se recurre cada vez más a la ayuda psicológica?

-Sí, ahora sí. Y antes no se hacía.

-¿En Vitoria?

-En la asociación, sí. Lo que más nos solicitan es orientación jurídica y asistencia psicológica.

Y en ascenso-Hace cinco años esta ciudad registraba una media de dos rupturas diarias. ¿Es mucho? ¿Se va a más?-Hace cinco años esta ciudad registraba una media de dos rupturas diarias. ¿Es mucho? ¿Se va a más?-Para lo que es Vitoria, mucho. Y, desde luego, en nuestra asociación hemos ido a más. Los últimos datos que tengo de separaciones y divorcios en Vitoria son de 2006 y andábamos por los quinientos y pico anuales.

-Hace cinco años esta ciudad registraba una media de dos rupturas diarias. ¿Es mucho? ¿Se va a más?-Para lo que es Vitoria, mucho. Y, desde luego, en nuestra asociación hemos ido a más. Los últimos datos que tengo de separaciones y divorcios en Vitoria son de 2006 y andábamos por los quinientos y pico anuales.-¿Tiene que ver con el incremento la existencia del ‘divorcio exprés’?

-¿Qué entiendes por ‘divorcio exprés’?

-Un acortamiento de los plazos.

-A los tres meses del matrimonio puedes pedir el divorcio, pero el procedimiento sigue igual de largo. Lo que se ha disminuido es que antes debía pasar un año de la boda para pedir la separación y otro año para el divorcio.

-Luego sí se han reducido.

-Sí. Pero no creo que esta sea la causa que favorezca el incremento de divorcios.

-¿Ahora se aguanta menos en la convivencia?

-Pues yo creo que sí, que nos aguantamos cada vez menos. No tienes más que ver lo exaltada que está la sociedad. Nos respetamos y dialogamos menos, también por la vida que llevamos. La falta de tiempo es uno de los grandes problemas.

-¿Lo más difícil en todo divorcio es dar el paso?

-Sí.

-Y una vez dado, ¿hay una liberación?

-Sí. Lo difícil es venir al abogado y decir ‘me quiero separar’. O ir a la asociación y decir ‘ayudadme, me quiero separar y no sé por dónde empezar’. Una vez que llegas ahí dices ‘buf, ya está’.

-Se habla, y seguro que con lógica, de los problemas que genera un divorcio a la mujer. Pero se conocen también casos de separados con graves apuros económicos: pensión alimenticia, copago de la hipoteca de la casa que abandona, alquiler de una nueva… ¿Están recibiendo en Vitoria muchos problemas de este tipo?

-Sí. De todos los hombres que se nos han acercado a la asociación, el 90%-95% viene con gravísimos problemas económicos.

-¿Hasta el punto de compartir pisos con estudiantes?

-En Guipúzcoa sé de algunos que viven en cámpings…

-¿Y en lonjas de Vitoria?

-Sé de un socio nuestro que ha vivido en una lonja durante mucho tiempo. Generalmente buscan pisos compartidos con otros separados o solteros, vuelven a casa de sus padres, van a una pensión. Pero la madre dice ‘¿mis niños van a ir a una pensión con su padre? Ah, no, que los tenga de cuatro a ocho’. Ojo, que no se piense que voy en contra de las mujeres, un sector en el que hay mucha pobreza. Lo de los cuatrocientos euros de pensión y tres hijos son casos reales. La mayoría de las que tenemos en la asociación trabajan en la economía sumergida.

-Problemas económicos para mujeres y hombres. Aparte de lo que pueda tener de liberación emocional, ¿el divorcio empobrece?

-Sí, total y absolutamente. En una pareja se suman dos sueldos. En una separación las operaciones son dividir y restar.

Edades críticas-¿Cuál es la edad crítica?-¿Cuál es la edad crítica?-La gente mayor que se separa lo pasa muy mal porque son muchos años de convivencia. Los jóvenes tienen otra ideología y educación. Lo pasan mal, pero tienen una capacidad de superación más rápida. Claro que cuesta salir, pero el divorcio es una herramienta para solucionar algo que está mal.

-¿Cuál es la edad crítica?-La gente mayor que se separa lo pasa muy mal porque son muchos años de convivencia. Los jóvenes tienen otra ideología y educación. Lo pasan mal, pero tienen una capacidad de superación más rápida. Claro que cuesta salir, pero el divorcio es una herramienta para solucionar algo que está mal.-¿Hay cupos de viviendas de protección oficial para separados?

-Para las mujeres, sí porque la mayoría tiene la custodia de los hijos. Hay un cupo para familias monoparentales en el que entran. Ahora, nuestra federación de Euskadi ha firmado un acuerdo con Vivienda para que los hombres entren en un cupo específico, pero en alquiler. Y seguimos luchando para que lo puedan hacer en compra. Te voy a poner un ejemplo real que conozco en Vitoria.

-Adelante.

-Señora dice al señor ‘me quiero divorciar’. Y él contesta ‘vale, ¿cómo lo hacemos?’ Ella: ‘Tú te vas de casa y yo me quedo con los dos niños. Me pagas la pensión de alimentos y la mitad del crédito hipotecario’. Este señor está viviendo de la caridad. Sigo. Al mes de separarse, la señora mete en su casa al novio, divorciado y con dos hijos. Y el novio tiene una vivienda que pone en alquiler. El legítimo propietario está en la puñetera calle, viviendo de prestado y pagando una hipoteca para que viva toda esa gente. Por cierto, qué poco solidario como hombre con el otro, ¿no?

Padres y madres separados prevendrán con ayuda foral la violencia de género

La Asociación de Madres y Padres Separados de Álava (Amapase) firmó ayer un convenio con el Departamento foral de Asuntos Sociales para prevenir la violencia de género. La Diputación aportará 24.000 euros a un programa cuyos objetivos consisten en sensibilizar a la sociedad para rechazar esta lacra y promover valores de igualdad entre los sexos.

Amapase se constituyó en 1999 y cuenta con 255 socios. El grupo trata problemas derivados de las crisis de parejas y rupturas desde los ámbitos jurídico, psicológico y pedagógico. Es en este último campo donde incidirá el acuerdo suscrito ayer entre la titular de Asuntos Sociales, Ainhoa Domaica, y el presidente de Amapase, Pedro César Cruz-Valderrama.

El convenio profundizará en el ámbito rural, «donde habíamos detectado que hacía falta», señaló la vicepresidenta del colectivo, Marisol Palacios. El acuerdo tratará de «construir la igualdad» y de llevar profesionales a los pueblos del territorio histórico. Además, Amapase se ha propuesto influir más a través de los medios de comunicación y difundir sus intenciones en un foro de Internet (www.amapase.org).

Domaica recalcó la oportunidad del acuerdo por la influencia nociva de los conflictos en la pareja. «Las crisis -indicó la diputada- favorecen comportamientos violentos».

Hirukide pide “consenso” a los distintos partidos políticos para lograr avances en la conciliación

valora que haya más concienciación sobre este problema entre las formaciones

La federación repasa qué promesas deberían cumplir en Álava futuros ejecutivos

Alicia, de 11 años, ayuda a su madre en la cocina.

g.montañésvitoria. La racionalización de horarios, más escuelas infantiles y más cerca de los lugares de trabajo, desgravaciones fiscales para las familias, mejoras en el servicio de transportes… Los programas electorales prometieron activar diversas medidas para lograr la conciliación de vida familiar y laboral. La Federación de Familias Numerosas de Euskadi, Hirukide, ya avisó a los partidos antes del 27-M, de que estaba siguiendo con lupa estas promesas. Ahora, una vez superados los comicios municipales y forales, se acerca el momento de rendir cuentas.

Hirukide mira el futuro con esperanza. Valora que, tras reunirse con todos los partidos antes de los comicios, éstos hayan recogido varias de sus propuestas. “Es fundamental que haya concienciación en el tema de la conciliación, porque debe haber consenso a la hora de arbitrar los mecanismos que la hagan posible”, afirma la directora ejecutiva de la entidad, Natalia Díez Caballero. A la espera de que se concreten los pactos en las instituciones, la federación ya cuenta con un listado de cuáles serán las promesas que deberán concretar futuros gobiernos. El color de estos ejecutivos depende de las tres grandes formaciones.

pse Los socialistas se comprometieron a dar ayudas, de 1.000 a 4.000 euros, por cada niño que nazca este año en Vitoria. Hirukide confía en que estas partidas se repartan según niveles de renta “reales”. La federación también valora que el PSE apostara por el reconocimiento del papel de las amas de casa -aunque no concretaron si habría ayudas- y por la creación de un catálogo de servicios integrales a la familia.

pp La Federación de Familias Numerosas destaca más de trece puntos “muy concretos” recogidos en la declaración de intenciones popular . Le llamó la atención que propusiera una deducción por maternidad de hasta 2.400 euros anuales, la ampliación de las ayudas para libros de texto y que recogieran el guante lanzado por la propia Hirukide para acercar guarderías a los polígonos industriales.

pnv Hirukide lamenta que apenas hubiera “referencias explícitas” a la familia en el programa jeltzale. No obstante, recuerda que los candidatos prometieron en Bizkaia que habría “un tratamiento fiscal favorable” para las familias.

Cáritas alerta de que siete de cada diez personas que piden ayuda son mujeres

LOS PROBLEMAS DE CONCILIACIÓN LABORAL Y FAMILIAR representan LA PRINCIPAL CAUSA

El Departamento de Acción Social de esta asociación atendió el pasado año a más de 4.700 familias necesitadas

 Joseba del valle

vitoria. Cáritas Vitoria denunció ayer la creciente feminización de la pobreza que está teniendo lugar en Vitoria. Según los datos que maneja la asociación, el 71,4% de las personas que durante este último ejercicio se han acercado a demandar cualquier tipo de ayuda a Cáritas han sido mujeres, y de éstas, un 46,7% tienen entre 25 y 40 años. Para la responsable del Departamento de Acción Social de Cáritas, Marixa López de Luzuriaga, “el hecho de que el 71,4% de las personas atendidas fueran mujeres refleja una feminización de la pobreza que, lejos de corregirse, se afianza”.

Asimismo, López de Luzuriaga especuló con las posibles causas a las que podía obedecer esta alarmante cifra. La complejidad de la conciliación de la vida familiar y laboral, y las dificultades de inserción por el empleo de algunas mujeres debido a diferencias culturales fueron varias de las posibilidades esgrimidas por la responsable de Cáritas. “La sociedad no tiene los servicios suficientes para atender a la familia y la primera persona que la atiende es la mujer”, denunció. Además, aseguró que los servicios de atención domiciliaria, guarderías o servicios residenciales para personas mayores, son “escasos” por lo que “se hace muy difícil compaginar la vida familiar y laboral de la mujer”.

El director de Cáritas, Ignacio Loza, presentó, por su parte, los datos del informe anual y resaltó que el Departamento de Acción Social atendió en 2006 a un total de 4.749 familias de las que el 5,9% solicitó ayudas económicas.

educación para integrar Loza presentó finalmente la campaña institucional que este domingo 10 de junio se llevará a cabo en las comunidades bajo el lema Derecho a una educación digna . Para los responsables de esta asociación, la educación resulta fundamental en el camino para prevenir la exclusión, para hacerle frente e incluso para salir de ella. Cáritas propone el intercambio de conocimientos en grupos en los que se promueva la participación de manera igualitaria.